En los actuales tiempos turbulentos en el sector eólico, cuando los principales OEMs anuncian pérdidas y cancelan sus previsiones para 2020 por los efectos del covid-19, el negocio de los servicios de O&M es el único que mantiene sus niveles de ingresos y sobre todo, su alta rentabilidad. ¿cuál es el secreto? ¿son sostenibles estos niveles de rentabilidad? ¿es el O&M el futuro del sector? Intentemos contestar éstas y otras preguntas analizando más en profundidad el sector

Alta rentabilidad

El peso de los servicios en los ingresos totales de los principales OEMs crece año tras año. En 2019, Vestas lideraba este aspecto con un 15’4% de sus ingresos provenientes de O&M. Con la tendencia actual y teniendo en cuenta que cada año se incrementa la flota mantenida con aproximadamente el 80% de lo instalado, se puede anticipar que, en 10 años, los servicios ya supondrán el 30% de los ingresos totales.

Pero si los ingresos ya llaman la atención, la clave está en la rentabilidad. Como se ve arriba, las rentabilidades de los servicios en 2019 rondan el 20%, con Vestas de nuevo a la cabeza con un impresionante 25,8%. Estas cifras en un sector con márgenes de un dígito hacen que los servicios, aun aportando solo el 15% de los ingresos, supongan en torno al 50% de los beneficios para Vestas y SGRE y más del 100% para Nordex (compensa pérdidas).

Un dato para analizar es que SGRE lidera los ingresos por MW mantenido, pero sin embargo no el de rentabilidad. Se puede deducir que Vestas tiene unos costes muy optimizados y que SGRE tiene una magnífica oportunidad de aumentar rentabilidad.

Mercado creciente

Esta es una de las claves del sector: su crecimiento está asegurado. Con unos 70GW/año a instalar en la próxima década, el mercado de turbinas a mantener pasará de los actuales 650GW a más de 1.300GW, es decir, es un mercado que como mínimo va a doblar su tamaño en los próximos 10 años. Y es de esperar que el incremento en ingresos sea aún mayor ya que se desarrollarán nuevos servicios que aumentarán los ingresos por MW mantenido.

En un sector con precios siempre menguantes, ¿Cómo se explica esta rentabilidad?

A primera vista parece imposible pero analicemos más en detalle las razones

  • Precios

Como se muestra en el gráfico de arriba, los precios se reducen año tras año. Pero esto tiene truco ya que los precios se dan por MW y el tamaño de las turbinas no para de crecer, con lo que la realidad es que el precio por turbina no se reduce, sino que se mantiene o incluso sube un poco como se puede ver más abajo.

  • Duración de los contratos

Como se puede ver en noticias de SGRE o Vestas, los contratos de 20 o incluso 30 años de duración han llegado para quedarse. No muchos años atrás, la duración media de los contratos no superaba los 5 años. La mayor duración del contrato significa ingresos asegurados (además con escalado en la mayoría de los casos) y un cliente captado para ofrecerle servicios adicionales en el futuro. Como ejemplo, Vestas reportó en su informe anual que la duración media de los contratos firmados en 2019 fue de 18 años!

  • Reducción de los costes de O&M

Como explica muy bien WPM en este artículo, las grandes turbinas han reducido sus costes de O&M de forma significativa por 2 razones:

  • Economías de escala: como ejemplo, los técnicos que atienden una turbina de 3 MW y otra de 5 MW van a ser los mismos con lo que el coste por MW se reduce de forma significativa
  • Mayor fiabilidad: es muy relevante el gráfico siguiente donde se demuestra la gran fiabilidad de las turbinas de última generación incluso por encima de los 10 años de vida

  • Nuevas tecnologías: este es uno de los campos más calientes de la industria eólica. Hay multitud de nuevas tecnología prometedoras que seguro lograran reducir los costes de O&M aún más. Veamos algunos ejemplos:
    • CMS: el tradicional mantenimiento predictivo sigue mejorando, incrementando sensórica y, sobre todo, capacidad de análisis con sistemas que incorporan AI y ML
    • Digital twin: muy relacionado con el anterior pero llevándolo a un nivel superior. GE con Predix, SGRE con NEM y Vestas con Otupus son los líderes.
    • Drones: para labores de inspección y limpieza de palas
    • Grúas autoizables: muchos conceptos en el mercado. Cada vez serán más necesarias por el crecimiento de las turbinas.

Si es tan rentable, ¿por qué no hay más competencia?

Evidentemente es un mercado donde muchos querrían estar pero que está copado por los OEMs porque hay barreras de entrada que impiden a los ISPs (Independent Service Providers) y a otras compañías ser competitivos:

  • Acceso a la tecnología: es una ventaja a la hora de ofrecer servicios de valor añadido como upgrades de SW o mejoras de control. Además los OEMs son muy celosos de su IP y los ISPs no tienen acceso sencillo al core de la tecnología
  • Economías de escala: a más flota mantenida, mayor volumen y mejores son los costes y la eficiencia. Con las tasas actuales de retención, los OEMs se aseguran de que esta barrera de entrada seguirá creciendo año tras año
  • Contratos largos: se dan menos opciones de cambio. Hace unos años, con contratos de 5 años, el cliente se planteaba otras opciones pero actualmente, firmando 15 o 20 años, los ISPs tienen pocas opciones de robar mercado a los OEMs
  • Multitecnología: los grandes OEMs como SGRE y Vestas están empujando muy fuerte su división de multitecnología por lo que están anulando una de las ventajas de los ISPs que podían mantener flotas de tecnologías diversas. SGRE especialmente con la compra de Senvion ha dado un paso de gigante en esta dirección.

Tendencias del futuro

Después de lo visto parece claro que la joya de la corona de los OEMs es su división de servicios. Veamos algunas probables tendencias para el futuro:

  • Servicios de valor añadido: va a ser una de las tendencias clave en los próximos años. El mercado tenderá a trasladar toda la rentabilidad desde la venta e instalación de la turbina al periodo de O&M. Para ello es clave que los OEMs sean capaces de ofrecer servicios adicionales que mejoren el rendimiento del activo.
  • Multibrand: Vestas con la compra de los ISPs Avalon y UpWind hace unos años comenzó la tendencia a diversificar la oferta de O&M para capturar mercado a ISPs y otros OEMs. SGRE con la reciente compra de Senvion O&M ha hecho la jugada maestra para aumentar su flota y su capacidad multitecnología. Seguro que en el futuro veremos más movimientos de este tipo
  • Inteligencia artificial: compañías como Sentient Science han sido pioneros en unir la sensórica de los CMSs con la capacidad de análisis del AI y ML. Los digital twins y el análisis avanzado crecerán mucho en los próximos años ya que hay mucho campo para avanzar.

¿Estamos asistiendo a un cambio en la industria?

Hace muchos años, recuerdo que un visionario director en Gamesa ya opinaba que la eólica evolucionaría hacia un modelo similar al de las turbinas de gas donde la rentabilidad está en el mantenimiento a largo plazo. En aquel momento con contratos a 5 años y rentabilidades similares a las de venta de la turbina parecía un escenario muy improbable y lejano, pero hoy en día, todo hace indicar que vamos hacia ese modelo. Los OEMs trataran de vender las turbinas aunque sea sin margen siempre que se aseguren 20 o 30 años de ingresos acordados y posibilidad de vender servicios añadidos.

Mercado creciente, ingresos asegurados por 20 o 30 años, reducción de costes asegurada…veremos si aparece algún elemento disruptor en el mercado (ISP con tecnología revolucionaria) o por el contrario, los OEMs siguen mandando en el mercado de O&M con mano firme…yo apuesto por lo segundo.